domingo, 29 de mayo de 2016

Se resuelve el caso del indescifrable acorde de los Beatles.

Fuente: hipsteriancircus.es por Patricia Cabeza
Todos conocemos a los Beatles por su gran destreza musical y sus canciones, que nos han acompañado desde
hace décadas. De hecho, si no sabes quiénes son, cierra este artículo y ve a reflexionar.

Por eso no es de extrañar que, con lo innovadores que fueron para la música, además de letras pegadizas y melodías inolvidables, creasen un acorde diferente a lo que ya conocíamos. Este simple acorde, creado hace ya más de 50 años, marca el inicio de la canción ‘A Hard Day’s Night’, y ha despertado la curiosidad de profesionales de todos los campos (ya no solo hablamos de expertos de música, sino matemáticos de universidades importantes), que buscan el origen de este acorde. Este curioso tema ha aparecido en todo tipo de publicaciones y teorías redactadas por científicos interesados en el tema. Incluso algunos fans de los cuatro de Liverpool han intentado recrearlo, cada uno a su manera.


Todas estas teorías e intentos se han quedado en eso, teorías e intentos. Randy Bachman, guitarrista de la banda canadiense The Guess Who, junto a Giles Martin (hijo del productor musical George Martin, el cual era conocido como el quinto Beatle y que por desgracia falleció en marzo de este año) descubrió lo que había detrás.

Fue un día en los exclusivos estudios de Abbey Road en Londres, único lugar donde están todas las cintas master de las grabaciones de los Beatles, que Giles le ofreció a Randy escuchar lo que quisiera. El guitarrista no tuvo que darle muchas vueltas y se fue directo al acorde de apertura de la mencionada canción. Para poder escucharlo, Giles separó tres cintas: una para la guitarra de John Lennon, otra para la de George Harrison y otra para el bajo de Paul McCartney.

Así fue como llegaron a la conclusión de que el principio de ‘A Hard Day’s Night’ no es un solo acorde, sino que está compuesto por el conjunto de tres elementos sonoros que se reprodujeron de manera simultánea: tres acordes totalmente diferentes, dos de guitarra y uno de bajo.

La explicación la podéis ver en el siguiente vídeo: