domingo, 14 de diciembre de 2014

El pensamiento político de John Lennon.

Fuente: agencian22.mx por Verónica Lugo
El pasado 8 de diciembre se cumplieron 34 años del asesinato de John Lennon, líder y ex
vocalista del emblemático cuarteto de Liverpool, The Beatles.

Fue en el año de 1980 cuando Mark David Chapman mató con un arma de fuego al compositor, que se encontraba junto a su esposa Yoko Ono, a unos pasos del edificio Dakota, en donde ambos vivían cómodamente. Chapman abrió fuego contra Lennon y le disparó en cinco ocasiones por la espalda. Ese día el mundo de la música se conmocionó tanto que  le rindieron homenajes por más de dos semanas tras su muerte. Incluso en la actualidad su asesinato es de los más recordados en la historia de la música.

Chapman, con  una inaudita  tranquilidad, confesó ante las cámaras de la BBC de Londres, no recordar nada después del asesinato de Lennon: “Simplemente apreté el gatillo cinco veces, es todo lo que recuerdo”. Fueron estas declaraciones las que propiciaron ciertas sospechas entre sus fans, analistas y periodistas a tal grado que se generó mucha incertidumbre acerca de la misteriosa muerte de Lennon, que hasta hoy, muchos se preguntan: ¿quién está detrás del asesinato de Lennon?, ¿tenía el gobierno norteamericano razones para matarlo por sus actos de protesta, su ideología y su influencia política?

Para algunos investigadores, como el periodista Feston Bresler y el escritor de Who Killed John Lennon, no suena a un disparate que el gobierno de los Estados Unidos de América tuviera responsabilidad de la muerte del cantante, ya que cada vez que una figura pública se convierte en una amenaza para este gobierno, de manera repentina sale un lunático a terminar con sus vidas. Sólo falta echar un vistazo hacia atrás para ver las similitudes de su asesinato con los de Lincoln e incluso Martin Luther King.

John Lennon fue un problema para muchos gobernantes en Estados Unidos y en otras partes del mundo. Él llegó a través de su música a miles de jóvenes y los llamó a luchar contra la guerra en Vietnam. El tema Give peace a chance se convirtió en un coro contra esta guerra. Esta canción no fue bien recibida por las esferas conservadoras y etiquetaron a Lennon como un incitador con tendencias al pensamiento radical de izquierda.

En 1971, el ya ex beatle,  se mudó a Nueva York, provocando que la CIA, el FBI y otros departamentos dependientes al gobierno norteamericano se pusieran en alerta, pues además de su “peligrosa ideología” y “rebeldes amistades”, Lennon era el músico más influyente entre la juventud.

John Lennon en múltiples ocasiones fue considerado como una amenaza para la seguridad nacional, debido a sus declaraciones y a su postura contestataria. Una de sus declaraciones que ha pasado a formar parte de la historia fue aquella en la que Lennon aseguró que preferiría ser miembro del IRA (ejército civil irlandés que surgió durante la Guerra anglo-irlandesa) a ser miembro del ejército británico, declaración con la cual se ganó la enemistad de la entonces primer ministra Margaret Tatcher.

Con tales antecedentes resulta evidente que tanto los gobiernos encabezados por Nixon y posteriormente Reagan, intentaran expulsarlo de los Estados Unidos por considerarlo persona non-grata. Varios casos documentados de vigilancia por parte del FBI, la CIA y de arrestos bajo acusaciones falsas en los años setenta, sirven para sostener dicha teoría.

Indiscutiblemente las letras de John Lennon después de separarse de la agrupación The Beatles muestran a un Lennon con ideas más profundas y con un pensamiento político más sólido. Sus canciones tuvieron tal poder de convocatoria que literalmente movilizó a la juventud de su época y esto fue tomado como un acto desafiante para el gobierno de los  E. U. y el sistema capitalista.

Tras dejar The Beatles la mayoría de las canciones de Lennon tratan sobre una problemática social y su tónica es generalmente de denuncia: Working Class Hero habla sobre las humillaciones por las que atraviesan los obreros, How? es un tema que va sobre las contradicciones de la sociedad y de lo duro que es el mudo; e Imagine aborda una utopía, la cual el autor considera realizable.