jueves, 3 de julio de 2014

Las fresas españolas de John Lennon.

Fuente: prensa-latina.cu por Miguel Lozano

Que John Lennon escribió "Strawberry Fields Forever" en Almería es un hecho en la historiografía de los Beatles, pero su relación con España fue más allá, incluyendo
proyectos frustrados como el de un filme con el torero El Cordobés. Una cinta reciente (Vivir es fácil con los ojos cerrados, de David Trueba) y un libro (Juan & John. El profesor y Lennon en Almería para siempre, de Javier Iglesias) retoman y dejan entrever la influencia que sobre el músico pudo tener la estancia en tierras andaluzas.

Lennon estuvo seis semanas en Almería entre septiembre y octubre de 1966 para filmar Cómo gané la guerra, de Richard Lester, estancia que el filme de Trueba aborda en una versión nostálgica de aquella época, que muchos insisten en denominar la Década Prodigiosa.

La película se centra en el encuentro del músico con un maestro y los avatares para conseguir la entrevista, muestra del espíritu de la época, cuando cualquier sueño parecía estar al alcance de la mano.

Juan Carrión, un maestro que enseñaba inglés a sus alumnos con letras de canciones de los Beatles viajó a Almería para que Lennon le aclarara algunos pasajes.

En la cinta, cuyo nombre parte de un verso de la canción, Trueba sugiere que Lennon cantó para Carrión una visión inicial (aún sin nombre) de la que sería una pieza relevante de los Beatles, bajo la firma Lennon-McCartney, por acuerdo entre ambos músicos.

Alude asimismo al cultivo de fresas de invernadero en Almería, una práctica que se realizaba hace unos años en esa región del sur de España.

En el libro, en tanto, Iglesias asegura que Lennon residió en una casa con jardín que disparó sus recuerdos infantiles. La creación de Strawberry Fields Forever, según el propio Lennon, partió de la evocación de una casa del Ejército de Salvación en Liverpool.

La entonces esposa del Beatle, Cynthia Lennon, recuerda en una entrevista con el autor del libro que Santa Isabel, como se denominaba la mansión, era una especie de casa encantada, donde compartieron varios días con Ringo Starr, el baterista de la banda. De acuerdo con la investigación, Lennon utilizó en Almería por primera vez sus célebres gafas redondas y luego los Beatles comenzaron a incluir las letras de sus canciones en las carátulas de los discos por sugerencia de Carrión.

Realidad o especulación, lo cierto es que Lennon posteriormente envió una copia de Strawberry fields forever al maestro de inglés, quien asegura le sugirió la idea de incluir en los discos las letras para satisfacer a los seguidores no angloparlantes de los Beatles.

La canción integra el álbum Magical Mistery Tour y es considerada una de las mejores piezas de rock de todos los tiempos.

En una entrevista en The Beatles Anthology (2003), Lennon afirma que sobre el demo grabado en Almería cambió frases para hacer más enigmática la letra, la cual no aludía todavía a Strawberry Field (sin s, como era el nombre del edificio del Ejército de Salvación).

Inicialmente decía There's no one on my wavelength / I mean, it's either too high or too low / That is, you can't, you know, tune in but it's all right / I mean it's not too bad.

(Creo que no hay nadie en mi onda/Quiero decir, es demasiado alta o demasiado baja/Eso quiere decir que no puedes, sabes, sintonizar pero está bien/Es decir, creo que no está del todo mal).

Finalmente quedó: No one, I think, is in my tree/I mean, it must be high or low/That is, you can't, you know, tune in, but it's alright/ That is, I think it's not too bad.

(Nadie, creo, está en mi árbol/ Quiero decir, debe ser alto o bajo/ Eso quiere decir que no puedes, sabes, sintonizar, pero está bien/ Esto, pienso, no tan malo).

La grabación de Strawberry Fields Forever se hizo durante cinco semanas a partir del 24 de noviembre de 1966, en el estudio 2 de Abbey Road, para incluirse en el Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band, pero se lanzó como sencillo y quedó fuera del álbum.

Siete tomas llevan el rótulo "Santa Isabel demos" por lo cual se supone que fueron grabadas en la mansión, aunque algunas versiones indican que varias se hicieron en un apartamento donde Lennon residió las primeras semanas en Almería.

La canción llamó también la atención por causas nada musicales, pues en una grabación de estudio se escucha un comentario de Lennon que algunos entienden como "I buried Paul" (Enterré a Paul).

Esta apreciación fue utilizada por quienes defienden una teoría según la cual McCartney murió en un accidente y fue sustituido por un doble. Luego el propio Paul afirmó que la frase era realmente "cranberrie sauce" (salsa de arándanos).

Fue número dos en el Reino Unido y número ocho en Estados Unidos, pero en la historia musical es considerada un clásico y expresión del genio musical de los Beatles y de Lennon en particular.

El video realizado para promocionarla, con escenas que ruedan al revés, fue seleccionado como uno de los más influyentes de la década de 1960 por el museo de arte moderno MOMA, de Nueva York.

Santa Isabel, la mansión donde se alojó Lennon, caracterizada como una casa llena de espíritus por Cinthya en su autobiografía A twist of Lennon, es restaurada por el Ayuntamiento de Almería para convertirla en un centro público.

Los Beatles habían estado en 1965 en España para ofrecer dos conciertos en Madrid y Barcelona; con Los Pekenikes, Torrebruno, Michel, Juan Cano, Los Rustiks, Beat Chicks, Modern Four y los Sirex como teloneros.

Por entonces se conoció la intención de su manager, Brian Epstein, de realizar un filme con los cuatro de Liverpool y el torero español Manuel Benítez, El Cordobés, en su momento de gloria.

Se cuenta que Epstein había visto torear al Cordobés e incluso el torero fue a ver a los músicos pero la entrevista no pudo realizarse porque eran pasadas las 01:00 horas y los Beatles dormían.

Por suerte, la inspiración española de Lennon, Strawberry Fields Forever, si se realizó y dejó para la música una pieza clásica, que justifica las seis semanas en Almería aunque poco se recuerde el verdadero motivo del viaje, aquel filme de Lester.